Construir una casa es un proceso complicado que involucra el conocimiento del diseño arquitectónico, los códigos de construcción, las reglamentaciones de zonificación y los elementos básicos de construcción. Un contratista de edificios residenciales supervisa la construcción de casas individuales y proyectos de viviendas de unidades múltiples. Un contratista de construcción comercial supervisa la construcción y remodelación de tiendas, centros comerciales, hoteles y otros proyectos comerciales. La mayoría de los contratistas poseen sus propias compañías y muchos de ellos trabajaron en la industria de la construcción antes de convertirse en contratistas.

Contratación

Un contratista encuentra y solicita ofertas y programa a todos los subcontratistas que son necesarios para completar el proyecto. El nuevo dueño de una casa o el dueño del negocio tiene un contrato con el contratista de la construcción, y busca a proveedores.

Interacción con el cliente

Un propietario potencial de un nuevo hogar o negocio normalmente consulta con dos o tres contratistas y solicita ofertas de cada uno. Un contratista grande puede tener un departamento de licitación que analiza proyectos y presenta ofertas. Los pequeños contratistas calculan sus propias ofertas.

Si estás buscando a los mejores, no dudes en enllamar a Nomar